A/RES - CDH . 13/13 ONU Spanish text

lunes, diciembre 08, 2014

43 estudiantes de la Escuela Normal Rural "Raúl Isidro Burgos" Víctimas del Gobierno Mexicano

La desaparición forzada en Iguala, transcurrió dentro de una serie de episodios de violencia ocurridos durante la noche del 26 de septiembre y la madrugada del 27 de septiembre del 2014, en el que estuvieron involucrados policías municipales del municipio de Iguala de la Independencia y grupos para policiales pertenecientes a grupos de narcoterroristas allegados al municipio, que terminaron con esta desaparición de 43 estudiantes de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa, que da cuenta, de la tantas veces denunciada FALTA DE SEGURIDAD JURÍDICA, que pone en riesgo la libertad individual de las personas en todo el Territorio de México.

Esta Falta de Seguridad Jurídica, demuestra también la existencia de una inequívoca premanente violación de los Derechos Humanos, en perjuicio de los Ciudadanos Mexicanos y, de cualquier ciudadano que se encuentre de paso o afincado en ese territorio.

Fotografía Créditos Agencia Reuters
A mayor abundancia, hace apenas un par de dias, se ha confirmado que entre los restos de cadáveres que fueran encontrados en un regadero de restos humanos, se ha identificado al menos a uno de los 43 estudiantes desaparecidos forzados, que resultaron víctimas de las peores muertes en manos de funcionarios del estado méxicano, lo cual demuestra la ferocidad de un gobierno, que está más allá de los límites de corrupción y narco terrorismo.

Uno de los 43 estudiantes desaparecidos, Alexander Mora Venancio, de 19 años, fue identificado en los estudios de ADN que se realizan en un laboratorio en Austria por peritos de antropología forenses de nacionalidad Argentina, que se encuentran analizando esos restos humanos encontrados en proximidades de un gran basural de Cocula, estado de Guerrero.


Estos restos del joven estudiante, junto a otros cuerpos, pertenecen a los encontrados en un basurero de Cocula, que se localiza a unos 14 kilómetros de Iguala, en el estado de Guerrero, en el sur del país. y fueron analizados por un grupo independiente de peritos argentinos en un especializado laboratorio de antropología forense de Austria, cuyo resultado surgió el 6 de diciembre próximo pasado.

RESPONSABILID INDISCUTIBLE:

La pareja representante del municipio,  José Luis Abarca, (Alcalde) y a su mujer, María de los Angeles Pineda (esposa y responsable de la DIF) son sin dudas los autores intelectuales de este genocidio del que las más altas  autoridades del gobierno mexicano, no pueden desconocer sus andanzas, dadas las constantes denuncias que desde 2012 fueron realizadas contra estos personajes siniestros, involucrados en corrupción y narcotrafico. Pero por alguna razón de lazos íntimos en sus relaciones del gobierno, nunca hicieron nada al respecto por sancionarlos. Lo que convierte al propio estado en complice por omisión de estas matanzas tan aberrantes.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por dejar su comentario.
El Webmaster se reserva el derecho de admitirlo o eliminarlo, en caso que lesione los derechos individuales, colectivos, morales o religiosos de cualquier persona o Institución pública o privada.

 
google-site-verification: google866423a501b6c443.html